Espacio

Los astrónomos crean el 'quinto estado de la materia' en la estación espacial internacional

Los astrónomos crean el 'quinto estado de la materia' en la estación espacial internacional


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

El Cold Atom Lab (CAL) de la NASA fue lanzado al espacio por un cohete SpaceX en 2018. Desde entonces, ha acumulado millas orbitales a bordo de la Estación Espacial Internacional (ISS) y, al mismo tiempo, ayuda en el estudio y desarrollo de tecnologías cuánticas.

La versátil instalación, que se puede operar de forma remota desde el Laboratorio de Propulsión a Chorro de la NASA en la Tierra, ha ayudado recientemente en la creación de "materia exótica" a bordo de la ISS.

Investigadores de la NASA informaron recientemente sobre la producción de condensados ​​de rubidio Bose-Einstein (BEC), átomos que se forman cuando ciertos elementos se enfrían hasta casi el cero absoluto (0 Kelvin, menos 273,15 grados Celsius).

RELACIONADO: LA ESTACIÓN ESPACIAL INTERNACIONAL ESTARÁ ABIERTA A TURISTAS EN 2020

Estudiar BEC en microgravedad

Los BEC comparten similitudes con el metal potasio y el metal cesio en apariencia física, suavidad y conductividad. A veces se les llama el "quinto estado de la materia" porque, en un BEC, la materia deja de comportarse como partículas independientes y colapsa en un solo estado cuántico que puede describirse con una sola función de onda uniforme.

El problema con los BEC es que son increíblemente frágiles. Como necesitan ser enfriados a temperaturas tan bajas, la más mínima interacción con el mundo externo es suficiente para calentarlos más allá de su umbral de condensación.

Como tales, son casi imposibles de estudiar en la Tierra. No solo las temperaturas son demasiado altas, la gravedad de la Tierra también interfiere con los campos magnéticos necesarios para mantener los BEC en su lugar para la observación.

"La microgravedad nos permite confinar átomos con fuerzas mucho más débiles, ya que no tenemos que apoyarlos contra la gravedad", dijo Robert Thompson del Instituto de Tecnología de California en Pasadena. AFP.

Observaciones más claras que nunca

La investigación publicada en la revistaNaturaleza detalla varias diferencias sorprendentes en las propiedades de las BEC creadas en la Tierra con las observadas a bordo de la ISS.

Los BEC en los laboratorios terrestres suelen durar milisegundos antes de disiparse. A bordo de la ISS, los BEC duraron más de un segundo completo. Si bien esto puede no parecer mucho, permitió a los investigadores una visión sin precedentes de las propiedades de las BEC.

La microgravedad a bordo de la ISS también significó que los campos magnéticos necesarios para manipular los átomos podrían ser más débiles, acelerando su enfriamiento y permitiendo la toma de imágenes más claras.

El líder del equipo de investigación, David Aveline, dijo que estudiar los BEC en microgravedad abrió una gran cantidad de oportunidades de investigación:

"Las aplicaciones van desde pruebas de relatividad general y búsquedas de energía oscura y ondas gravitacionales hasta la navegación de naves espaciales y la prospección de minerales del subsuelo en la luna y otros cuerpos planetarios", explicó.


Ver el vídeo: Es la NASA un Fraude? - Análisis (Julio 2022).


Comentarios:

  1. Cassidy

    Te visitaron con una idea simplemente magnífica

  2. Fearnhealh

    Creo que cometo errores. Tenemos que hablar.

  3. Khaled

    Como la falta de gusto

  4. Hakem

    Son similares al experto))))



Escribe un mensaje